La historia del ESPECTACULAR vestido de novia de Grace Kelly

Reciente

¡Impactante! Natalia Jiménez estremeció con su talento al público del Poliedro de Caracas

La artista española Natalia Jiménez, cerró su exitosa "Antología...

¡Espectacular! Mira las fotos de Nicola Coughlan, de «Bridgerton», para Skims

Nicola Coughlan, Penelope, en Bridgerton, está en su mejor...

¡A propósito de su cumpleaños! 5 curiosidades que no sabías del príncipe William

William de Gales, primero en la línea de sucesión...

Elie Saab comparte en Resort 2025 el cine y la vanguardia

Un esplendor cinemático es lo nuevo de Elie Saab,...

Donald Sutherland, el legendario actor de Hollywood, muere a los 88 años

Donald Sutherland, protagonista de películas como M.A.S.H, Klute y...

Conoce a los jugadores más guapos de la Copa América 2024

¡Empieza la Copa América! Desde este 20 de junio...

El desfile «Avanti Alma Mater» al mejor estilo universitario

La Galería de mayor posicionamiento en el país, compartió...

Víctor Manuelle regresa al romanticismo de la salsa en su disco «Retromántico»

El querido sonero de la juventud compartió en un...

Ganadora del Óscar y princesa en la vida real, Grace Kelly fue la primera novia real que impuso una tendencia después de su matrimonio. Incluso antes que Diana, su vestido dio de qué hablar por semanas después de su ceremonia por su elegancia, belleza y gracia. Desglosaremos todos los detalles de su atuendo para que puedas lucir como una princesa.

La belleza clásica de Grace Kelly

La princesa llevó un maquillaje muy sencillo que dejaba lucir sus hermosos ojos verdes y acentuó su boca con un labial color ladrillo.

En 1956 cuando se llevó a cabo en la Catedral de Mónaco la boda de Grace Kelly con el príncipe Rainer III, el mundo se paralizó para admirar la belleza de la novia. Con un vestido que pasaría a considerarse clásico de la moda, entró luciendo como una princesa de la vida real. Detrás del atuendo hay detalles curiosos y te los dejamos aquí.

Grace confesó tiempo después que fue uno de los días más estresantes de toda su vida.

La famosa actriz no dejó su identidad hollywoodense ni el día de su boda, el vestido fue diseñado por la vestuarista Helen Rose como un regalo de los estudios MGM que había sido su casa desde el principio de su carrera

Su velo, estaba diseñado especialmente para verse voluminoso por todos los ángulos, pero para dejar lo más visible posible su hermoso rostro. También tenía dentro del diseño dos tortolitos para hacerle un homenaje al amor que era el motivo de celebración del momento.

En la foto se ve que en lugar de un bouquet de flores, llevaba un pequeño libro de oraciones.

Para poder sostener su velo, utilizó un Julie Cap, que es un cintillo hecho con materiales similares al del vestido de novia, que mantiene en su lugar el velo de forma elegante y al mismo tiempo, decora el peinado sutilmente el peinado de la novia. En el caso de Kelly, llevó su cabello con un moño bajo muy prolijo sin muchos adornos, solo resaltaba el velo.

Uno de los detalles más hermosos de su vestido, es que la tela de encaje tenía bordadas a mano cientos de micro perlas que le daban un brillo etéreo.

Te podría interesar: ¿Por qué las novias usan blanco? Se lo debemos a una reina

Todo su vestido estaba decorado con perlas pequeñas.

Grace Kelly no utilizó un gran bouquet de flores para su boda, en su lugar, llevó en las manos un pequeño libro de oraciones que le habían obsequiado. Para poder hacerlo merecedor de caminar al altar, lo cubrieron con seda, encaje y perlas. Encima, lo adornaron con un mini ramo de flores blancas.

Utilizó un par de tacones que hacía juego con su vestido en color y porque estaban adornados con perlas, fue un diseño de David Evins. Solo medían 6 cm de alto porque el Príncipe Rainer III no era muy alto y ella no podía verse más alta que él en el altar.

En el Museo de Filadelfia.

Todo el atuendo se encuentra en el Museo de Filadelfia of Art, que es la ciudad natal de la actriz. Tienen en exhibición todo el look, desde retazos del encaje de perlas, el libro de oraciones, el tocado, el velo y hasta los zapatos.

Fue una de las bodas más espectaculares de la historia y es un placer ver los detalles, si prestamos atención, el vestido de Kate Middleton fue muy parecido al de Grace. ¡Ambas lucían preciosas!

spot_img

Compartir

Relacionadas