Las 5 razones por las que los niños neerlandeses son los MÁS felices del mundo

Reciente

Bodegas Pomar presenta a sus nuevos embajadores

La cantante Karina, el especialista en vinos Carlos Torrealba...

“Fedal” de regreso gracias a Louis Vuitton

Los dos tenistas se unieron para una campaña emotiva,...

Orfebre venezolana presente en Cannes

En el Festival de Cannes el actor Nicolas Cage...

Laura Termini regresa a Venezuela con proyectos que enaltecen al talento nacional

Es actriz, animadora, actriz de doblaje, cantante y más,...

«Criaturas asombrosas» una aventura que estará en el Festival de Cine Francés en Venezuela

Drama, ciencia ficción y humor, es la esencia de...

¡Todo listo! Karina brindará un show inolvidable y gratuito en Chacao

La cantante Karina está feliz por este encuentro musical....

Toro Motorcycles presenta las nuevas motocicletas Cyclone y AsiaWing

Toro Motorcycles, líder en el sector de las motocicletas,...

Parece que Países Bajos tiene la fórmula secreta para mantener a los niños felices. En un informe de la UNICEF, se determinó que los niños neerlandeses son los MÁS felices del mundo y aquí te contamos algunas de las características de crianza para lograrlo.

¿Cómo lo determinaron?

En búsqueda de entender las necesidades de los niños para UNICEF Children, la organización de las Naciones Unidas hizo un informe sobre el bienestar infantil en los países ricos.

Para poder sacar las cifras, midieron el bienestar material, la salud, la seguridad social, el bienestar educativo, el comportamiento general, los riesgos a los que se enfrentan, los tipos de vivienda, el medio ambiente en el que se crían y el bienestar subjetivo de cada niño.

Países Bajos quedó en primer lugar, demostrando que los niños neerlandeses son los más felices del mundo. El informe fue en el 2017 pero nada ha cambiado demasiado.

1: Comunicación con sus padres

Los niños neerlandeses se sienten cómodos y confiados de hablar con sus padres. Un 91.7% de los encuestados aseguró que conversar con sus madres les resulta fácil y con sus padres un 81.4%.

¿Cuál es el secreto de la crianza? El estilo de crianza de Países Bajos es una mezcla entre valores familiares ancestrales y un respeto profundo por las nuevas ideas.

Escuchar a los niños aumenta su seguridad y les permite sentirse valorados e importantes. Prestarle atención a sus opiniones y preocupaciones, hará que su autoestima mejore y los hará adultos más empáticos y solidarios.

2: La importancia de la INDEPENDENCIA

Todos los niños tienen una etapa en la que quieren hacer todo por sí mismos, esto los ayuda a sentirse valiosos e importantes. En Países Bajos, los niveles de independencia de los niños son altísimos gracias a que tienen una sociedad segura.

La gran mayoría de los niños neerlandeses se va al colegio en bicicleta (el ciclismo es vital para los neerlandeses) lo que les permite tener control de su tiempo y su rutina. Establecer una responsabilidad desde pequeños, los hace más maduros y más felices.

Además, el no depender de sus padres para trasladarse, los hace ser más auténticos e independientes. Las ciclovías son extremadamente seguras así que no hay riesgos de ningún tipo para los niños. Y si te preocupa que se caigan, te recordamos que los niños neerlandeses aprenden a montar bicicleta a partir de los 3 años, para ellos es como caminar.

3: Una sociedad mente abierta

Países Bajos es uno de los países más mente abierta de toda Europa. Creen en la libertad de culto, libertad de expresión y derechos igualitarios. Son una sociedad muy abierta a las nuevas creencias y no son de juzgar comportamientos.

Para los niños neerlandeses, crecer en un ambiente libre de prejuicios tiene como resultado un conocimiento muchísimo mayor de sí mismos, los que les da libertad para ser auténticos. Si no tienes que esconder lo que te gusta, nada puede detenerte.

Te podría interesar: 5 cuentas de Instagram que DEBES seguir para ser más feliz

4: Tiempo de calidad en familia  

Además de tener a los niños más felices del mundo, las familias neerlandesas también encabezan la lista. Los padres se toman el tiempo de criar a los niños de forma equitativa y sin presiones de roles o género.

Es costumbre que todas las noches se reúnan juntos a comer. Son las pequeñas tradiciones los que los mantienen unidos y los lazos solo se fortifican cuando hay tiempo de calidad de por medio.

5: Un crecimiento sin presiones   

El secreto más importante de la crianza de los niños neerlandeses, es que son libres de experimentar quiénes quieren ser. Los centros residenciales tienen espacios disponibles para que los vecinos se reúnan a jugar y es común que todas las tardes después del colegio, se mantengan juntos en los parques.

No hay presiones con respecto a carreras que deben elegir o comportamientos generales, los niños tienen la libertad de explorar sus propios límites y esto los hace más seguros y propensos al éxito.

Si quieres saber más, haz clic aquí.

spot_img

Compartir

Relacionadas