Ondas PERFECTAS hechas con una bufanda que NO necesitan calor

Reciente

¡Todo listo! Karina brindará un show inolvidable y gratuito en Chacao

La cantante Karina está feliz por este encuentro musical....

Toro Motorcycles presenta las nuevas motocicletas Cyclone y AsiaWing

Toro Motorcycles, líder en el sector de las motocicletas,...

Kevin Costner recibe gran ovación en Cannes (+5 increíbles películas protagonizadas por él)

Kevin Costner regresa al cine en Cannes con Horizon:...

Sansa, el templo de la cosmética coreana, abrió sus puertas

La coméstica coreana ya tiene un lugar en el...

Los 10 mejores looks de Cannes 2024

El festival de Cannes, no solo nos muestra lo...

“Atrévete” a estar mejor de la mano de Ernesto Fuenmayor

El conocido conferencista, Ernesto Fuenmayor, vuelve a los eventos...

La Casa Bistró tiene nuevo festival: «Dos cocineros con hambre»

El comedor de La Casa Bistró huele a plan...

Cara a cara: Luke Newton

Texto: Verónica Egañez Es el tercer hijo varón de los...

Ondas naturales o las clásicas beachy waves, se han apoderado del mundo de la moda. El clásico Blow out o el cabello extremadamente liso, han abandonado su spotlight para darle paso a una opción mucho más natural. Si bien hay cientos de planchas de cabello que te pueden ayudar a tener unas ondas perfectas, aquí te damos un truco INFALIBLE para que lo logres sin calor.

#1 Busca una bufanda corta

Para este truco necesitamos una bufanda corta, también puede ser un retazo de tela o un par de medias largas. Lo importante es que sea del tamaño de tu cabeza (para que le puedas dar una vuelta). Si tienes opciones para elegir: algodón o seda, son las ideales porque te ayudan a mantener el cabello libre de frizz. Si no tienes, cualquier tela hará el trabajo, prometido. Las noventeras estilo ‘bacteria’, son ideales.

Te podría interesar: ¿A qué olía Frida Kahlo? Un recorrido por el ritual de coquetería de la artista

#2 Cabello limpio y desenredado

Para lograr que funcione, tu cabello DEBE estar limpio y desenredado. De preferencia, un poco húmedo (pero no demasiado). Trata de hacerlo cuando aún al tacto, le sientas el frío de la humedad, pero que no sea del todo perceptible al ojo. Ni muy muy, ni tan tan. Ni muy mojado, ni muy seco. En el medio está perfecto. Desenrédalo bien para que no nos dé problemas más adelante.

#3 ¡Hidrátalo!

Antes de comenzar, lo más importante es que tengas el cabello hidratado. Busca tu crema para peinar favorita (pro tip: un poquito de tu acondicionador también hará el trabajo), sérum o mouse, y distribúyelo por todo el cabello. Haz énfasis especial en las puntas.

Te quedará el cabello tan hermoso que hará juego con las olas del mar, ¡Prometido!

#4 Boby pins, boby pins, boby pins

La bufanda necesita quien la sostenga y aquí entran nuestros amados boby pins. No importa si son de colores y tamaños diferentes, porque te los vas a quitar. Puedes usar ganchos estilo salón también, como te sientas más cómoda.

#5 ¡Comenzamos a enrollar!

Separa tu cabello como de costumbre. Agarra una punta de tu bufanda a la altura de tu frente y comienza a enrollar tu cabello alrededor de la bufanda. Como si quisieras recoger el hilo de un pabilo, dale vueltas hasta que esté completamente enrollado alrededor de la bufanda. Cuando termines con un mechón, asegúralo con ganchitos y prosigue.

Ve dándole vueltas a la bufanda por toda tu cabeza y enrollando todos los mechones. Cuando estén todos envueltos, asegúralos con más ganchitos y déjalos actuar. Puedes usar un gorro de tela, mientras tanto. Tienes que parecerte a Natalia Lafourcade al final.

Deja tu cabello enrollado en la bufanda mínimo 3 horas (puedes dormir con el peinado) y voilá. Cuando despiertes, tendrás ondas perfectas y duraderas. Échate un poco de spray y disfruta.

spot_img

Compartir

Relacionadas