LA OBRA DE PUIG I CADAFALCH EN BARCELONA

Barcelona  es una de las más grandes maravillas arquitectónicas que tiene la humanidad, en parte porque ha desarrollado un estilo único y marcado en contraste con el resto de España. Es así como la ciudad tuvo entre sus hijos a Puig i Cadafalch, uno de los mas grandes representantes del modernismo catalán.

Conocido como “El poeta de las piedras”, su obra se puede encontrar en las calles de Barcelona, donde se alzan un sinfín de residencias con su firma, junto a otras obras como la fabrica Casaramona y el mirador del Palau Nacional. 

Casa Martí

Está en pleno casco antiguo, en cuyos bajos se encuentra el famoso bar donde se reunía la bohemia y la intelectualidad en la Barcelona de finales del siglo XIX, con personajes como Picasso, entre otros muchos. La casa es una fantasía medieval, neogótica, con ventanas ojivales y lámparas de forja que cuelgan en la calle, esculturas del gran aliado de los arquitectos modernistas Eusebi Arnau y forjas del maestro del hierro Manuel Ballarín.

Casa Amatller

En el paseo de Gràcia, exactamente en la zona conocida como la “manzana de la discordia”, se trata de una casa que un reconocido chocolatero, Antoni Amatller i Costa, encargó al arquitecto para que lo transformara en un palacio gótico.

Casa Terradas

Conocida como la Casa de les Punxes por sus seis torres puntiagudas, Inicialmente tres casa que las hermanas Terradas recibieron como herencia, y al morir su padre encargaron al arquitecto que unificara en un solo inmueble. El resultado es un edificio con apariencia señorial llenos de detalles característicos de Puig.

Palau del Baró de Quadras

Acá tenemos un edificio medianero espléndido, con una doble fachada que lo hace muy interesante este fue un encargo del Barón para cuando estuviera en Barcelona. Los interiores son de fuerte inspiración renacentistas lo que hace una buena idea visitarlo, que que actualmente se ofrecen visitas teatralizadas.

 

Edificio Casaramona

Fue el resultado del encargo que le hicieron a puig para la sede de una fabrica, específicamente de mantas y toallas para la empresa de Casimir Casaramona i Puigcercós, ya que su anterior cede había sido destruida en un incendio. Curiosamente, su año de inauguración fue el mismo año de la muerte del propietario.

Comentarios

comentarios